THREE FOR ME


Tres pasos para lograr una piel radiante, luminosa y rejuvenecida

¿Te gustaría borrar las huellas del paso del tiempo en tu rostro, cuello y escote?

Te presentamos el Three for me, el tratamiento médico que combina en la misma sesión diferentes tipos de láser que actúan de forma rápida sobre arrugas, manchas, rojeces e imperfecciones, que son los signos más visibles del envejecimiento facial.

El envejecimiento de la piel es un proceso biológico influenciado por las condiciones biológicas internas (la alimentación, el descanso, hábitos de vida, etc) y también la genética. Es el llamado cronoenvejecimiento que también está muy influenciado por los factores medioambientales, es decir el fotoenvejecimiento. La suma de ambos da como resultado las manchas, el tono apagado, las arrugas, la flacidez y el deterioro en los vasos sanguíneos. 

Three for me logra estimular la regeneración de la piel en todos los niveles y capas, renovando la producción de colágeno, elastina y otras sustancias fundamentales para disfrutar de una piel radiante, sana y bella, libre de arrugas, firme, de contornos definidos y poros uniformes.

Esta combinación de Luz Pulsada Optimizada y láser fraxel 1540 logra regenerar la piel de forma intensa pero no agresiva, borrando el tono apagado, las manchas solares y las rojeces que van apareciendo con el paso de los años. También mejoran las pequeñas arrugas, el microrrelieve cutáneo y la reafirmación del rostro. El resultado es una nueva luz en tu piel, con una tez luminosa y firme.

Logramos conseguir los mejores resultados con un mínimo de molestias y tiempo de recuperación gracias a una tecnología segura, exclusiva y patentada, avalada por certificaciones internacionales.

La primera parte actúa sobre la pigmentación, eliminando los daños solares y las manchas provocadas por la edad. Las lesiones pigmentadas son muy frecuentes, y muchas veces son el primer signo del envejecimiento de la piel. Utilizamos la fototermólisis selectiva que focaliza la energía del láser sobre los pigmentos acumulados, y se eliminan a través de un leve proceso de descamación. 

A continuación la luz pulsada borra las rojeces y los pequeños vasos sanguíneos, como las telangiectasias, rosácea y demás lesiones vasculares.

El tercer pase se realiza con la tecnología láser de microcolumnas, el exclusivo 1540 de ICON Palomar. Los pulsos atraviesan la superficie de la piel sin dañarla, estimulando en la dermis la regeneración del colágeno y la elastina forma segura. La estructura dérmica se renueva suavemente y mejoran las arrugas, las manchas, los poros dilatados, las cicatrices y otras imperfecciones superficiales. 

Inmediatamente después del tratamiento, las lesiones vasculares faciales habrán desaparecido y las manchas tendrán un aspecto más oscuro. Estos puntos se desprenderán durante las siguientes semanas, dejando una piel de aspecto brillante. Durante un par de días puedes notar algo un ligero enrojecimiento e inflamación, aunque podrás aplicar maquillaje desde el primer momento. Por último, verás una mejora continua y progresiva en las líneas de expresión, arrugas o cicatrices.

Generalmente la regeneración completa se logra en 3 sesiones, una cada mes. El resultado es una piel luminosa y radiante. 

¡Ahora es fácil volver a recuperar la luz de tu piel!


Post Your Thoughts